La Hoguera de las Vanidades de Tom Wolfe

Tom Wolfe es uno de mis escritores preferidos, sus novelas son tremendos aciertos, y algunas resultan aunque decididamente largas siempre un entretenido ejercicio de lectura que nos satisface desde las primeras páginas hasta que termina.  Eso ocurre con “La Hoguera de las Vanidades” donde Wolfe retrata la sociedad estadounidense, la clase burguesa inmersa en su afán de brillar y  triunfar que olvida lo esencial de la vida, trás todo ese oropel de grandes vidas, hay más desencanto que felicidad.

Aunque llevada al cine con relativo éxito,  el papel de un Tom Hanks siempre muy propio en sus caracterizaciones no logran, aunque no digo que la película sea mala, desplazar al gusto que uno siente al leer el libro, insisto en lo que siempre he dicho, pocos aciertos cinematográficos le hacen honor a un buen libro, en “La hoguera de las Vanidades” se encuentra una película entretenida, ya les digo Tom Hanks siempre es bueno, pero también siempre será mejor el libro.

Una historia de muy bien trazada, no se espera menos del genio de Tom Wolfe (¿se nota que soy su fan?) nuestro protagonista Sherman es un triunfador en el competitivo mundo de la venta de valores, tiene una vida estupenda, aunque no del todo felíz si la vemos bien. Tiene una esposa ocupada en aparentar y celebrar fiestas en casa, una hija y una amante casada con un viejo millonario. Una amante ardiente en la que ocupa su poco tiempo libre, y con la que se ve envuelto en un incidente que manda a un chico negro al hospital.

A partir del triste incidente en que aquel chico se ve en coma, la historia de la vida de Sherman se va complicando, se ve enfrentado al escándalo, la mujer como siempre ocurre en estos dramas le abandona, los amigos faltan cuando los necesita, los padres tendrán un si que no con el hijo que ahora enfrenta el resultado de su vida dedicada a obtener dinero y placeres inmediatos, y la amante, la amante es cosa seria, tratará de hundirlo para salvar el pellejo, alrededor de estos personajes giran un periodista venido a menos por su alcoholismo que buscará esta historia para recuperar su carrera, un reverendo dispuesto a hacerse fama y obtener algo de la situación, una historia que irá de susto en susto y de risa en risa, estupenda.

Al final veremos cómo algunos triunfan a cuestas de la destrucción de otro, Sherman retomará la vida como debe ser alejado de la falsedad en que ha vivido, la amante obtendrá su merecido, y el periodista, bueno hay que leerla aunque la hayan visto en el cine, el libro es todo un acierto. Tom Wolfe ¡me encanta!

También te interesará:

Cañas y Barro de Vicente Blasco Ibañez

Boquitas pintadas de Manuel Puig

Escrito por | 6 de julio de 2010 con 2 comentarios.
Etiquetas:
Lee más artículos sobre Novela

Artículos relacionados

Comentarios

  1. La Feria de las Vanidades de William Mackepeace Tackeray - 1001 Libros - 19 de julio de 2010 | 2:35

    [...] La hoguera de las vanidades de Tom Wolfe [...]

  2. Soy Charlotte Simmons de Tom Wolfe - 1001 Libros - 31 de julio de 2010 | 14:34

    [...] La Hoguera de las Vanidades de Tom Wolfe [...]

Deja una respuesta